Tradición Familiar

En Trevélez, Jamones Cardales tiene la satisfacción de poder elaborar y distribuir un buen jamón de Trevélez bajo en sal , suave al paladar, intenso en aromas y con muchos meses de curación natural y sin conservantes ni acelerantes, solo sal marina.

Jamones Cardales es una empresa familiar que continúa la tradición que empezaron nuestros padres muchos años atrás. Situados en la Alpujarra Alta , centro del Parque Nacional de Sierra Nevada, con unas instalaciones de 4000 metros con capacidad para albergar más de 120.000 piezas de jamón de Trevélez.

El secreto de nuestro producto es buscar una materia prima buena, jamones con grasa infiltrada, solo machos castrados y hembras. Aunar las experiencias recibidas de nuestros padres con los modernos avances tecnológicos, y aprovechar al máximo el microclima de esta zona que nos permite elaborar a casi 1700 metros sobre el nivel del mar un jamón curado al natural con el aire de Sierra Nevada.

Por todo lo anterior, es para Jamones Cardales una enorme satisfacción presentarles sencillamente un buen jamón elaborado bajo unas estrictas normas sanitarias que hacen de él un producto sano y seguro, destinado a paladares muy exigentes.